INGLATERRA. VÍCTIMA DEL IMPERIO Y LA INDIFERENCIA, EL PERIODISTA JULIAN ASSANGE MUERE LENTAMENTE

Por Colectivo internacional de comunicadores, investigadores y periodistas alternativos     ***

En estos tiempos de decadencia y de pandemia el mundo se ha vuelto indiferente, el periodista Julián Assange, a quién la humanidad entera le debe su sacrificio por la libertad y la democracia, es llevado al cadalso y la reacción del mundo es apenas simbólica con algunas manifestaciones exigiendo su libertad en Londres.

En una cárcel de máxima seguridad en Inglaterra el periodista Julián Assange muere lentamente, esperando la extradición hacia los Estados Unidos donde lo espera una cadena perpetua de 175 años por haber revelado a través de Wikileaks los crímenes, la corrupción y el espionaje de la vida de millones de ciudadanos por parte del gobierno de los Estados Unidos.

Irónicamente en Londres llegó en días pasado un alguacil enviado por la Fiscalía de Nueva York a entregar una boleta de citación para el Príncipe Andrés de Inglaterra, Duque de York hijo de la Reina Isabel II, para que compareciera ante la justicia norteamericana a responder por un juicio de corrupción de menores y abuso sexual infantil.

Las autoridades de Inglaterra no permitieron que el funcionario de la Fiscalía de Nueva York cumpliera con su trabajo, el Príncipe Andrés tienen inmunidad monárquica y no pagará jamás por sus andanzas al lado del millonario Jeffry Epstein quién apareció ahorcado en extrañas circunstancias en una cárcel de Estados Unidos donde purgaba condena por trata con prostitución de menores y abuso sexual infantil.

Pero así es la vida, la justicia británica fue diligente, severa y obsesiva con el periodista Julián Assange, durante 7 años estuvo refugiado y confinado en la embajada de Ecuador en Londres en un espacio donde no veía el sol, luego del arreglo de los gobiernos de Estados Unidos, Inglaterra y Ecuador fue arrestado y encerrado en una cárcel como el peor de los delincuentes.

En estos tiempos de decadencia y de pandemia el mundo se ha vuelto indiferente, el periodista Julián Assange, a quién la humanidad entera le debe su sacrificio por la libertad y la democracia, es llevado al cadalso y la reacción del mundo es apenas simbólica con algunas manifestaciones exigiendo su libertad en Londres.

Estamos seguros que si el preso fuera un ídolo del espectáculo o de la industria del entretenimiento las masas populares del mundo estarían saturando las redes sociales con pedidos de libertad y haciendo marchas y escraches en todas partes para que le respeten sus derechos.

Stella Moris compañera del periodista Julián Assange y madre de sus dos hijos dijo que la prisión ha minado su salud sufriendo un derrame cerebral, parálisis facial, pérdida de memoria y un estrés severo que hace temer por su vida.

La justicia de Inglaterra y de Estados Unidos se ensaña con el periodista Julián Assange condenándole a una muerte segura. La Fiscalía de los Estados Unidos ha sido diligente e implacable con el fundador de Wikileaks, pero ha sido benevolente, alcahueta y cómplice con el Príncipe Andrés, Duque de York, jamás la justicia traspasará las paredes del palacio de la Reina Isabel II para apresar a un depredador sexual que seguirá en libertad cometiendo sus crímenes sin ser castigado.

Julián Assange pasará a la historia como el héroe de la libertad y la democracia del mundo contemporáneo.

En la playa de los pobres la justicia no navega, la justicia es agua dulce que los campos de pobres no riega.

Julian, amigo, colega y compañero, los que te conocemos y no, seguimos y seguiremos adelante batallando y develando la verdad, tu sacrificio no es en vano, el mundo lo conquistan los valientes y la conciencia a los pusilánimes les arderá como una marca infernal haber sido cómplices de tus victimarios y verdugos que creyeron callarte y callarnos, pero al contrario nuestras voces retumban en cada rincón del planeta denunciando las injusticias y barbaridades de los genocidas. !

Enlace permanente a este artículo: http://ellibertadorenlinea.com.ar/2022/01/08/inglaterra-victima-del-imperio-y-la-indiferencia-el-periodista-julian-assange-muere-lentamente/