«

»

Feb 16 2017

Imprimir esta Entrada

CAMPO VIERA: DOS ABUELAS MÁS A LAS QUE ANSES LES ARREBATÓ SUS DERECHOS ADQUIRIDOS



Mientras el delegado de la Administración Nacional de Servicio Social de Seguridad Social (Anses), en Posadas, Marcelo Julién (PRO-Cambiemos), expresó sin inmutarse que efectivamente el Gobierno Nacional les sacó los beneficios jubilatorios a 600 personas extranjeras que “no residían en el país”, entre ellas a muchas de Misiones, los diputados del Bloque del Partido Agrario y Social, siguen luchando en la defensa de los derechos adquiridos de los jubilados, advirtieron que seguirán ocupándose del problema, y no descartan concretar medidas de fuerza.

“Estuvimos en Colonia Seguin, de Campo Viera, visitando dos abuelas por pedido de sus familiares, que no pueden creer que la Anses les haya quitado sus jubilaciones, por el sólo hecho de ser inmigrantes”,
manifestó el diputado Héctor “Cacho” Bárbaro.
Una de ellas es Olga Poliszczuk, de origen polaco, 91 años.“Ella vino a vivir a Misiones en 1926, y desde febrero del año pasado le arrebataron su jubilación injustamente. Su familia presentó todos los papeles para recuperar el beneficio y todavía no tuvieron respuesta”, señaló el legislador.

Les quitan su plata y la obra social

La otra damnificada es Javdiga Dalluk de origen brasileño, y que reside desde los 18 años en Colonia Seguin. Actualmente tiene 73, y hace más de un año que le sacaron su jubilación.

“Me cuentan sus hijos, que,como en el caso de la otra abuela, también tuvieron que presentar toda la documentación que acredite su residencia en esta provincia, y no hubo respuesta favorable de parte de la Anses. Es inconcebible que el Estado Nacional siga maltratando así a nuestros abuelos inmigrantes no sólo le quitan el poco dinero que cobraban, sino que también les dejan sin la obra social del PAMI. Y por ahora no vemos que el Gobierno provincial se comprometa mucho con la problemática“,
reclamó Bárbaro.

“Mi padre en silla de ruedas fue a justificar que cobra pensión por invalidez”

Por otro lado, Marisa Rocha, relató que su padre, Ilmar Jesús Rocha, de Panambí, fue con un familiar en los primeros días de febrero a cobrar su pensión por invalidez y no pudo hacerlo. “Sin ninguna explicación le suspendieron su sueldo. Yo misma fui hasta la Anses para que me digan la razón de lo sucedido y no me supieron hacerlo. Me indicaron que tenía que ir a reclamar a Posadas, al Ministerio de Desarrollo Social. Evidentemente para los que decidieron esta injusticia, a 100 kilómetros del domicilio de mi papá, les es más fácil derivar el tema a Posadas, así no tienen que censar casa por casa para corroborar cada situación. A éstos funcionarios no les preocupa que el discapacitado tenga que ir hasta la capital de la provincia, que llore de dolor mientras lo trasladan en su silla de ruedas, y lo tienen de un lado a otro para justificar que cobra esa pensión porque realmente está inválido, y le corresponde“.

Rocha destacó que es “injusto y cruel”, lo que hacen con su padre. “Conocemos gente de clase media y alta que cobra una pensión por invalidez y no lo es, y sin embargo nadie les corta el beneficio, y sí lo hacen con un pobre anciano. Mi papá no tiene ningún bien material, depende de alguien hasta para ir al baño, ni siquiera ve bien. Me da mucha rabia e impotencia contra la Justicia que no es nada justa en este país. No puedo disfrutar de estar con mi viejo porque vivo en la provincia de Buenos Aires, adonde me tuve que ir a buscar un trabajo digno para poder ayudar a mis padres. Me pregunto ¿qué más tiene que hacer mi papá para que le den lo que por ley le corresponde? ¿De esto se trata el gran cambio que hubo en el país? Hoy le pasó a mi papá , mañana puede ser otra persona que corra con la misma mala suerte”, lamentó Marisa Rocha.

Enlace permanente a este artículo: http://ellibertadorenlinea.com.ar/2017/02/16/campo-viera-dos-abuelas-mas-a-las-que-anses-les-arrebato-sus-derechos-adquiridos/