KIRCHNERISMO, SOCIEDAD Y REALPOLITIK

 

Por Norberto Colominas

El kirchnerismo es la variante más a la izquierda que tolera la sociedad argentina, y aún así a regañadientes. El resto de las izquierdas son testimoniales.

ScioliMassaEn las próximas elecciones presidenciales habrá, probablemente, tres propuestas: la de Scioli, la de Massa y la que surja del probable frente socialista-radical-liberal (SRL). Me parece que si la segunda vuelta la disputan las dos primeras, ganará Massa, y si la deciden la segunda y la tercera, ganará la SRL. No lo veo ganador a Scioli en ningún escenario.

En 2015 el recambio político tendrá rasgos socialdemócratas y liberales, en una proporción por ahora incógnita, ya sea que la encabece Massa o la SRL. En esa previsible dirección de marcha el peronismo perderá el poder.

El kirchnerismo residual podrá o no recomponerse como factor de poder. Habrá que esperar y ver. En cualquier caso la diáspora será inevitable.

En el haber quedará una década con muchos aciertos y unos cuantos errores, aunque, en el balance, positiva, puesto que sacó al país de la profunda crisis de 2001-2003, recompuso el empleo y reencauzó la economía.

Ese parece ser el límite del progresismo peronista: arreglar los desmadres de las administraciones liberales. El progresismo peronista no es revolucionario, ni lo pretende; es reformista. Este es, por lo tanto, el límite de cualquier reformismo. Definitivamente, no se puede disciplinar al establishment con consignas.

Veamos el caso de la inflación, fenómeno que no es generado por el estado sino por la economía privada. La tecnología disponible permite hoy rastrear la evolución del precio de un producto (de todos los productos) desde la materia prima hasta el consumidor, con alertas automáticas en las computadoras de la AFIP. En el mercado se venden unos 15.000 productos, cuyos precios son perfectamente rastreables. ¿Por qué no se aplica este control de precios máximos como se hace en China, en Noruega y en Irán, por citar tres países con sistemas distintos? Porque no hay la suficiente decisión política, es decir, porque el gobierno es reformista, no revolucionario.

En 2013 la banca argentina (nacional y extranjera) ganó casi 1.000 millones de pesos más que el año anterior. La única verdad es la realidad.

Enlace permanente a este artículo: http://ellibertadorenlinea.com.ar/2014/04/21/kirchnerismo-sociedad-y-realpolitik/